close
Business-Meeting_12LajosRepasi_i1

Al mencionar las normas ISO, la mayoría de personas piensan en certificaciones, altos costos, consultoría, y aspectos similares, ademas se tiene la percepción de que el único valor es el de obtener un certificado que ayuda en imagen o marketing, pero no se comprende el valor real, las normas ISO son instrumentos desarrollados para facilitar el comercio internacional.

Lo primero que tenemos que entender es que los miembros de ISO no son empresas o grupos de interés, los miembros de ISO son países, representados por sus respectivos órganos de normalización nacional. Estos miembros, discuten hasta alcanzar un consenso sobre un determinado tema, con este consenso se garantiza que todos los miembros de la Organización Internacional de Estandarización (ISO por sus siglas en inglés) puedan aportar en igualdad de condiciones al desarrollo de la norma y en consecuencia aceptarla en sus respectivos ámbitos geográficos.

Para el desarrollo de normas internacionales, cada miembro (país) designa uno o mas expertos técnicos en las áreas que les interesa normalizar (estandarizar), los cuales se unen a los Comités de Técnicos (TC) que desarrollan las normas internacionales, esto significa que cada país aporta sus mejores prácticas sobre como realizan una determinada actividad y entre todos los miembros deciden cuales finalmente quedaran como parte de una nueva norma internacional, que en suma es fruto del conocimiento, experiencia, trabajo, debate y consenso de todos los miembros participantes.

Con esto tenemos que una norma ISO recopila las mejores practicas globales sobre un tema específico, así tenemos normas sobre gestión de la calidad (ISO 9001), gestión del riesgo (ISO 31000), gestión de proyectos (ISO 21500), etc.

En este punto debemos señalar que no todas las normas ISO son certificables, solo las normas que incluyen requisitos pueden ser certificadas por un órgano independiente sobre el cumplimiento de dichos requisitos, pero también hay normas que son lineamientos, directrices o reportes técnicos, por lo que no debemos pensar que solo son útiles para obtener un certificado, sino por  las mejores prácticas que contienen y que son de alta utilidad para cualquier organización que decida voluntariamente implementar o tomar como referencia estas normas.

Esto debería tener particular impacto en las PYME, toda vez que para el desarrollo de normas ISO es importante el poder implementarse en organizaciones de cualquier sector, rubro o tamaño y que este libre de referencias comerciales, con lo cual una PYME puede tener a su disposición un instrumento de competitividad global.

Tags : Carlos Hornaestándares internacionalesISONormativa ISO
Carlos Horna

El Autor Carlos Horna

Deja una repuesta

%d bloggers like this: